¡Que no se te pase!

Inicio de Especialidad Cosmetología Facial y Corporal
22 de noviembre

Solicita toda la información AQUÍ

Actualmente el estrés se posiciona en los primeros lugares de los problemas sigilosos que detonan graves enfermedades; día a día vivimos ante situaciones de reto en la cotidianidad de nuestras vidas. Existen diferentes tipos de estrés como:

Estrés positivo: el estrés positivo o eustres una serie de reacciones controladas de corto tiempo generando alerta ante la demanda de actividad en una tarea o en situaciones adversas ya se física o mentalmente, todo esto con el fin de permitirle al cuerpo adaptarse, protegerse y dar el requerimiento que le es solicitado.

 Estrés negativo: el estrés tiene una parte extrema y negativa llamada también distrés y es cuando esos cortos momentos de eustres se prolongan, se acumulan y desencadenan procesos para preparar el cuerpo contra la amenaza constante en la que se encuentra causando desajustes hormonales que dañan funcionamiento armonioso del cuerpo.

Algunos de los síntomas que revelan una acumulación de distrés son:

  • Dolor de cabeza
  • Insomnio
  • Nerviosismo
  • Abuso de comida
  • Tensión muscular, por mencionar algunas.

El masaje es una terapia milenaria de bienestar físico con múltiples beneficios como relajación muscular en las molestas contracturas, confort psicológico, regulación de actividad del sistema nervioso, estimulación sanguínea y regeneración. En el área de cosmetología tenemos un gran sentido del servicio de calidez y se llevan a cabo masajes corporales relajantes que ofrecen una experiencia altamente sensorial y renovadora, justamente lo que nuestro cuerpo necesita ante el estrés.

La finalidad del estudio de la cosmetología en sus distintas especialidades de masaje corporal anti estrés, es la búsqueda del equilibrio entre belleza y estética con salud y bienestar.

 

Lic. Gabriela Córdova
Profesora de la carrera de Cosmetología
Instituto Tecnológico Particular Leona Vicario

Comentarios

comentario